background img

¡Últimas noticias!

Continuando con los posts de belleza, hoy vamos a hablar de cómo exfoliar tu cara.

La exfoliación como todas sabemos es la primera fase para conseguir un rostro (y cuerpo) perfecto. Además de conseguir ese objetivo, reduciremos la cantidad de maquillaje que hay que aplicarse cuando se tiene granitos e imperfecciones.
Y elimina las células muertas, las impurezas que tenemos y podremos lucir la piel lisa, bonita y radiante¸ combate la celulitis, la piel de naranja y evita que el vello se enquiste y de ahí nos salen granitos y heriditas en las piernas/cara.
Lo recomendable es hacerlo en la ducha, una vez a la semana o cada 15 días (nunca todos los días).

PRODECIMIENTO PARA EL CUERPO:
Utiliza la esponja (también puedes aplicar el producto directamente con tus manos)
Empezamos, aplicando una moderada cantidad de producto y suavemente masajea sobre la piel húmeda (nunca con la piel seca). Incide en las zonas más conflictivas (codos, rodillas), enjuaga y deja que se seque tu piel con mucho cuidado.
Y para terminar, debes aplicarte aplica una crema hidratante o aceite corporal por todo tu cuerpo.


PROCEDIMIENTO PARA EL ROSTRO:
El rostro es quizás la parte del cuerpo que más cuidado tenemos que tener (todas son importantes) pero un rostro bonito y libre de imperfecciones es muy importante.
Extiende sobre la palma de tu mano una pequeña cantidad de producto y masajea por todo el rostro, evita la zona de los ojos y los labios. Retira el producto con bastante agua, deja secar tu piel y después aplica una crema hidratante adecuada.

PRODUCTO PARA LA EXFOLIACIÓN
Usa el exfoliante de miel y limón de la firma “Ecologic Cosmetics” by Linda Nicolau (33€) Todo natural y fabricado en Mallorca siguiendo las técnicas tradicionales.
Contiene: almendras pulidas artesanalmente en torno de piedra y limón.


Y PARA HACERLOS CASEROS:
El más económico y eficaz es el azúcar, de preferencia de grano fino para evitar hacernos daño en la cara.
Primero limpia tu rostro, humedécelo y aplica en tu mano una cucharada de azúcar. Frota un poco en las manos y después pasa por el rostro con movimientos circulares y siempre hacia arriba, no lo hagas con fuerza.
Tienes que tener en cuenta que solo cumple el propósito de exfoliar, al contrario que otras mascarillas que además de exfoliar, nutren e hidratan la piel.

La otra opción casera es la avena. Mezcla 3 cucharadas de avena en copos con 1/4 de taza de leche, deja que los copos se hidraten en el líquido durante 10 minutos (el resultado es una capa con cierto espesor).
Una vez que la hayas aplicado en tu rostro, déjala actuar unos minutos. Con ello no solo exfoliarás la piel, también la hidratarás.

La otra mascarilla es la zanahoria. Limpia, pela, trocéala y métela en la licuadora para triturarla un poco, el resultado será una pasta con textura. Mezcla crema hidratante de rostro y aplica durante 15 minutos.

Y por último está la miel, es el producto más usado para los tratamientos de belleza. Mezcla una cucharada de miel, dos almendras molidas y una cucharada de jugo de limón. Dejala actuar en tu rostro durante 15 minutos y remueve con agua fría. 


Exfoliar para una piel de 10


Últimamente no se habla de otra cosa en decoración que el estilo shabby chic. Es un estilo totalmente naif, inocente, dulce y de colores suaves. Resalta la feminidad de la casa, la tranquilidad y la sensación de un hogar cálido y tranquilo, a la antigua usanza.

Hoy os enseñaré algunos ejemplos de este estilo, que se puede aplicar a otros ámbitos, como bodas o customización de objetos, y os daré las claves para empezar a disfrutar de él.



-Flores: Este estilo lleva flores por todas partes. Sobre todo se trata de rosas y peonías en colores rosas, pero toda flor es bienvenida. Ya sea print, bordado, flor de verdad, pinrtura... Todo vale. Debe ser muy bucólico.



-Base beige o blanca: El shabby chic se combina sobre una base beige o blanca. Ya sabéis, el beige es un marrón muy clarito. Combina con todo y sobre todo con los colores más usados en este estilo a la perfección, y aporta ese aire de antaño.



-Colores pastel: Sobre todo rosa y azul. Este estilo se caracteriza por evitar los colores fuertes y dar esa sensación de dulzura idílica.



-Vintage: El shabby chic es totalmente vintage. Tiende a recrear esa decoración de casa de campo de la abuelita, con manteles con puntilla y pintura en las mesas que simula el paso del tiempo (aunque es nueva).



-Hecho a mano: Sea manual o no, tiene que dar la sensación de ello. Mantas de patchwork, cojines bordados, cortinas a medidas...



-Pasteles y cosas dulces: Otro de los motivos recurrentes de los prints, bordados o pinturas de este estilo son los pastelitos, como los cupcakes, ya que responden a esa idea de dulce y naif.



-Prints: Otra de sus características es la mezcla de estampados. Lunares, flores, estilo vintage... Se utilizan para toda clase de superficies, paredes y tejidos.




Espero que este estilo os haya enamorado tanto como a mí.




Deco: Shabby Chic


La ultima chorrada que he visto es que ahora, Leonardo Di Caprio encabeza la lista de los nuevos llamados "Fofisanos" y lo definen como lo que viene a ser el típico padre que vemos por ahí, que come lo que le apetece y hace lo que quiere y no va al gym, ni a correr, ni hace ningún tipo de deporte. Seguro que a estos "Fofisanos" anónimos si que les dirían: ¡mira que barriga tiene!, ¡el vago este que no hace nada!, ¡a ver si haces ejercicio!, ¡gordinflas!... Etc.

Pero claro la cosa cambia si eres Leo, tienes eres millonario, has salido en Titanic y te sacan las fotos sobre un yate de un par de buenos millones... entonces si eres un "Fofisano", si no amigo mío, serás el típico gordito de toda la vida... El mundo que conocemos está llegando a su fin con tanta estupidez.

Ahora con la llegada del buen tiempo queremos lucir nuestras piernas y que luzcan bonitas y con aspecto saludable. Pero no solamente hablo de una buena depilación, también de su tonificación, tacto y evitar las quemaduras.
En primer lugar vamos a elegir el tipo de depilación que más nos conviene para cada piel, el más duradero, adsequible y con el que más aguantemos el dolor. Sin duda la mejor opción es el láser, pero tranquilas !!! hay que empezar a desmitificar el mito de que todos los láseres son dolorosos.
  • Es muy importante que evites la exposición solar si te has depilado con láser recientemente. Normalmente hay que dejar un mes y medio de margen entre el tratamiento láser y las primeras exposiciones.
  • Utiliza una crema solar con protección solar. Debes proteger la piel de las radiaciones del sol y especialmente, ahora que tu piel está sensible por el tratamiento del láser. 




Vamos a hablar de los diferentes tipos de láseres que hay para la depilación:
Láser Alejandrita: ideal para pieles claras y medias, con el vello oscuro. 

Láser Soprano: sistema mucho más eficaz, por lo tanto el número de sesiones será inferior. Es ideal para todo tipo de pieles. Se puede usar en cualquier época del año.

Láser Diodo: para pieles oscuras e incluso para aquellos pelos que nacen a una mayor profundidad. Lograremos eliminar por completo el denominado "folículo piloso" y así no dañaremos la piel, se necesita anestesia y es mucho más lento, por lo tanto más costoso.


Otras formas de depilación son:

La depilación química: rápida y no irrita la piel. Se extiende la crema sobre la piel y se quita con agua.

La depilación a la cera: puede ser fría, caliente o templada para las piernas con problemas de circulación.

La maquinilla con hoja: es el método más usado en todo el mundo. No es verdad que el pelo crezca más fuerte, ni más oscuro, ya que el afeitado no altera su raíz ni su folículo.

La maquinilla eléctrica: arranca el pelo desde la raíz y la depilación dura de tres a cuatro semanas.

¿Con qué tipo de depilación te quedas?

Piernas perfectas todo el año


Artículos Más Populares